Sheri

¿Qué fue lo que alivió los síntomas en la articulación sacroilíaca de esta mujer causados por una sacroileítis degenerativa?

Sheri recibió tratamiento con fisioterapia e inyecciones lumbres durante seis años. Todo cambió para ella en febrero de 2012, cuando su médico del dolor se enteró de la existencia del iFuse Implant System® para las alteraciones de la articulación sacroilíaca y la sacroileítis degenerativa.

Un año después de que se le practicara el iFuse en la articulación sacroilíaca izquierda, el cirujano de Sheri le recomendó el procedimiento iFuse para su articulación sacroilíaca derecha. En marzo de 2013, Sheri siguió el consejo de su médico y se sometió a un procedimiento iFuse en la articulación sacroilíaca derecha. Tuvo una recuperación de rutina y comenzó a sentir los beneficios casi de inmediato. Actualmente, Sheri ya no necesita inyecciones de cortisona y continúa realizando ejercicios físicos por su cuenta. Volvió a bailar, a practicar jardinería y a disfrutar de todas las cosas que le gusta hacer con su familia.

El iFuse Implant System está previsto para la fusión sacroilíaca en afecciones como la disfunción de la articulación sacroilíaca, que es resultado directo de la desalineación de la articulación sacroilíaca y de la sacroileítis degenerativa. Se incluyen afecciones cuyos síntomas comenzaron durante el embarazo o en el periodo periparto y han persistido después del parto durante más de 6 meses. Existen riesgos potenciales asociados con el iFuse Implant System. Es posible que no sea adecuado para todos los pacientes y es posible que no todos los pacientes se beneficien. Para obtener información sobre los riesgos, visite: www.es.si-bone.com/riesgos